lunes, 6 de mayo de 2013

La igualdad



Hijo, mucha gente habla de la igualdad entre las personas que componen una sociedad. Oigo muchas cosas bonitas, pero la verdad es que la misma gente que dice, defiende, exige e insulta a los demás suele ser luego la que más busca acumular riquezas, poder y privilegios frente a los demás.

La gente tiene derecho a opinar, sobre lo que quieran. Para saber si son personas que respetan al ser humano en general, sea de la condición que sea, sin caer en prejuicios ,frutos de la ignorancia y la frustración, basta con:

De pequeño solo aprendí una regla, única y verdadera. Cuando dudes de si una frase, un texto o un discurso, sea de otros o sea el tuyo propio, es clasista, sexista o racista, basta que lo cambies el sujeto por el opuesto. Donde pongas él pongas ella y donde pone ella pongas él, donde pone blanco que ponga negro y al reves, donde dice anciano que diga joven, donde pone rico pon pobre y así, solo así sabrás que la persona que te habla, habla en verdad de una forma igualitaria con respeto a todos los seres humanos por igual.

Trata a todos por igual, con el mismo cariño y respeto que se merecen, el tiempo dirá a quién debes acercarte y de quienes debes apartarte. Cada persona es un mundo, valora a cada persona por separado. Si un grupo (social, religioso, racial, clasista, sexista, etc) recibe un adoctrinamiento, pudieran todos parecer igual de beneficiosos o perjudiciales para ti o para la sociedad, pero en realidad es algo temporal, y con el tiempo pueden cambiar, especialmente cuando se alejan del adoctrinamiento externo y alienante que les ierra.

A la larga vivir pensando que otras personas son peligrosas por su condición solo lleva a una vida insatisfecha y llena de temor.

No prejuzgues a los demás por el grupo al que pertencen, todos merecen una oportunidad igual que tu esperas que los demás te den la oportunidad de darte a conocer.

La persona individual te mostrará si tiene una conducta equivocada e incluso perjudicial para ti, entonces si que te apartarás de esa persona concreta y podrás formarte un juicio de valor temporal sobre la actitud erronea que tiene. Centraté y fíjate más en las actitudes que te parecen correctas, acercaté más a esas personas individuales, pues es su amistad la que te enseñará buenos ejemplos y te ayudará a crecer en un buen ambiente.

En España por desgracia hay mucho egoismo e impera la mentira y la envidia, que hacen que las buenas personas se refugien y se escondan por miedo. Pero en otros paises la balanza es diferente, por eso es bueno viajar, para darte cuenta que en el mundo si que hay una mayoría de gente hermosa y maravillosa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe aquí tus opiniones, preguntas o conocimientos sobre el tema.